s
s
Good Words
  • Slow Living
  • moviemientopropósitos de año nuevorutinaslow living
Slow Living
Slow living movement

No sé si, efectivamente, con la edad el tiempo pasa más rápido o este mundo tan acelerado en el que habitamos, hace que la vida se vaya de prisa. El punto es que, para mí, el 2017 se fue en un abrir y cerrar de ojos y quisiera que no hubiera sido así. ¿A ti te pasa lo mismo?

Tal vez hemos olvidado saborear nuestro paso por la Tierra por estar "logrando y acumulando".  Y ¿si la clave para lograr más estuviera en hacer menos? Para nada estoy tratando de abanderar a los perezosos, simplemente estoy tratando de buscar alternativas para procurarme una vida más plena, con más sabor. 

Si te sientes igual que yo y quieres que este 2018 sea realmente mejor, tal vez debamos de hacer algunos pequeños (y creo que fáciles) cambios a nuestra rutina. Hay una frase que se le achaca a Einstein, que me encanta porque invita a hacer modificaciones…

“Locura es hacer la misma cosa una y otra vez, esperando obtener diferentes resultados” 

Así que, si seguimos viviendo de la misma manera que lo hemos hecho desde que nacimos y queremos que nuestra vida sea diferente, hay que probar algo nuevo.

¿Hay algo que pudiéramos haber hecho para que este año pasara más lentamente? Justo cuando estaba tratando de responderme esta pregunta se pasaron ante mis ojos dos sencillas palabras: slow living.

¿ Q U É  E S  Y  C Ó M O  S E  P R A C T I C A ? 

Es un concepto que explora la idea de bajarle al ritmo de vida para que ésta sea más larga y de mejor calidad. Los expertos aseguran que hacerlo, te garantiza menos estrés y por lo tanto mejor salud, mejores relaciones y un mayor bienestar. ¿Lo mejor de todo? La propuesta para del slow living es (o por lo menos suena) bastante fácil. 

T I P S  P A R A  U N A  V I D A  " L E N T A " 

No hagas cosas que no quieres o no puedes hacer.

¿Liberador no? Pero estamos tan acostumbrados a ser people pleasers que se nos olvida que al primero que tenemos que complacer es a nosotros mismos. Cada vez que vayas a hacer algo, incluso algo que haces “para ti mismo” como hacerte una manicure o ver la televisión, pregúntate ¿de verdad quiero hacer esto?.

Haz una cosa a la vez.

Sobre todo a las mujeres nos han metido a la cabeza que somos multi-taskers y que eso es una maravillosa cualidad. Wrong! Hacer varias cosas a la vez nos hace nerviosos y el día vuela cuando lo haces. Concéntrate en lo que estás haciendo, así sea conducir.

Hornea tu propia comida

Evita el ruido.

¿Qué tal los que se duermen con la televisión encendida o se levantan y lo primero que hacen es encenderla? El ruido constante es incluso una forma de tortura y ¡nosotros la escogemos voluntariamente!

Una forma de evitarlo es dejar tu celular en vibrar y tener activas la menor cantidad de notificaciones posibles, pues de otra forma, suena y se enciende constantemente.

También puedes escoger un ring tone más suave, que no te ponga en estado de alerta, y música más ligera y relajante para actividades como manejar, trabajar (lo ideal sería hacerlo en silencio) y comer. Esto te hará hacer todo más lentamente.

Haz un détox digital.

Es que de vez en cuando el cerebro NECESITA descansar. Nuestros ancestros no estaban conectados 24/7 y te aseguro que sus logros fueron mayores que los nuestros. Crea un verdadero espacio de descanso por lo menos una vez a la semana, idealmente TODO el fin de semana.

¿Beneficios de hacer un détox digital? Aquí te enumero los más importantes y además te digo cómo y por qué hacerlo.

Acércate a la vieja escuela.

Escribe una carta a mano. Haz un platillo desde cero. Hornea tu propio pan. Haz tu propia mermelada. Juega a las escondidas (o algún juego de “los de antes”). En pocas palabras, acércate de vez en cuando, a la vida que vivieron nuestros exitosos ancestros y que por un tiempo nos tocó a nosotros también vivir. ¿Apoco no era increíble?

Abúrrete.

Seguramente la simple palabra te hizo muchísimo ruido. Vivimos en la era de la estimulación constante. Sentimos que siempre tenemos que estar haciendo algo pues si no, somos inútiles. Sin embargo, los expertos aseguran que la creatividad florece en los tiempos muertos (hablo de esto también en détox digital).

Disfruta los detalles.

Usa el tiempo que pasas “esperando” para observar los detalles de tu alrededor. Dedícale a tus hijos por lo menos 10 minutos de tu atención, sin interrupciones. Saborea ese delicioso platillo que tienes delante de ti. Haz viajes más largos que incluyan menos destinos.

¿Te animas a empezar el 2018 más lentamente? Dicen que lo cuenta no es los años de vida, sino la vida de los años. ¿Qué prisa tienes?

Comentarios ( 0 )

Agregar un comentario